Translate

jueves, 16 de mayo de 2013

LA ARMADA INVENCIBLE


Bien es cierto que este nombre solo se le dio después de la victoria de los Ingleses, pues en España se le conoció con otro apelativo, cuando Felipe II ordenó preparar una gran flota con la intención de invadir Inglaterra el proyecto se conocía como la Empresa de Inglaterra. No hay que olvidar que por aquel entonces la potencia dominante era el Impero Español y los Británicos era una nueva potencia en crecimiento,  falta de gestas y que duda cabe que la victoria sobre la flota Española fue un buen acicate para los Ingleses.

LA GRANDE

 Podemos decir sin temor a equivocarnos que el siglo XVI fue el siglo por excelencia del Imperio Español que se podía considerar como el mas poderoso del momento, el Papa Borgia ( Alejandro VI ), tuvo que dividir el nuevo mundo recién conocido, entre Portugal y España, dejando de esta manera en un segundo plano a otros países como era Holanda e Inglaterra.

En este siglo XVI los Ingleses comerciaban con los negros de guinea, llevándolos a las Indias como esclavos, este tipo de comercio era ilegal y los gobernadores Españoles tomaron cartas en el asunto dando caza a los traficantes, entre estos podemos encontrar a John Hopkins  un ilustre dentro de la historia Inglesa y junto a el un joven llamado Francis Drake.

En 1571 los buque españoles capturaron una flota de negreros Ingleses, entre los que se encuentran Hopkins, algunos fueron ajusticiados, pero otros consiguieron escapar,  entre ellos John Hopkins, tras esta peripecia sufrida, el negrero Ingles se dio cuenta que los buques de los que disponían se estaban quedando obsoletos y que se tenía que inventar nuevas maneras con las que navegar y conseguir hacer los barcos mas ágiles,  mas marineros capaces de maniobrar con mas facilidad. En su huida hacia Inglaterra se vio obligado a circunnavegar el mundo convirtiéndose de esa manera en el primer Ingles en hacerlo  un viaje que duraría tres largos años en los que aprovechó para atacar todas las colonias Españolas que se encontraba por su camino, esto hizo que Felipe II se enfureciera.

Pero Felipe II no solo estaba molesto por las incursiones piratas a cargo de Hopkins,  el monarca Español ya tenía antecedentes de su mal estar con los Británicos, hay que tener en cuenta que Felipe II estuvo casado con María Tudor, la cuarta en la dinastía de los Tudor,  fue la responsable de derogar las reformas introducidas por su padre en la iglesia Británica, en el proceso ejecuto a 300 religiosos que se opusieron a tales reformas, en las llamadas ( reformas Marianas ) este acto le dio el apelativo de María la sanguinaria ( Bloody Mary ).

 De esta manera Felipe II se aseguraba poder tener la corona Inglesa dentro de su linaje con los futuros descendientes, pero por desgracia María moriría a causa de un cáncer de ovarios antes de poder dejar descendencia, con lo que la hermanastra Isabel I accedería al trono. Conocida como la reina virgen fue pretendida por Felipe II pero siempre rehusó todas sus ofertas y restableció de nuevo la Iglesia anglicana, con esta acción no solo ofendía al monarca Español si no también a los católicos y tal ofensa no se podía consentir tarde o temprano tendría que ser castigada.

ISABEL I
Otro punto de Interés era Escocia donde estaba María Estuardo católica y muy presionada por los intereses Británicos, intentando someter a los católicos de todo el reino unido, desesperados buscan una solución, y la ven en la figura del adalid del cristianismo que no es otor que Felipe II. En otro lado de la isla, los Irlandeses luchan por mantener la libertad de su país ocupado por los Británicos, y también miran de reojo hacia España, este era un problema que Felipe II  tarde o temprano se vería obligado a intervenir.

FELIPE II

La interminable guerra de Flandes declarada en 1556 y que duraría hasta 1654 terminando ese año en las famosas tablas de Flandes,( donde no ganó nadie pero si perdió España ). Los flamencos luchaban contra el poderío Español dando grandes batallas en aquellas tierras, donde se encontraba el magnifico Capitán general de los ejércitos de Flandes Alejandro Farnesio apodado ( el rayo de la guerra ). Los Británicos ayudaban cediendo sus puertos y dando provisiones a los rebeldes flamencos, Inglaterra empezaba a convertirse en una pequeña potencia cada vez mas incomoda, aquellos negreros de la mano de la reina Isabel I se estaban convirtiendo en corsarios luchaban sin bandera, pero si para los intereses de Inglaterra.

La situación es cada vez mas crítica y Felipe II, se ve obligado a no esperar mas todo y que era  conocido por ser muy prudente, nunca tomaba una decisión si antes no la había meditado con sus consejeros, pero muy posiblemente la ejecución de María Estuardo fue la gota que colmó el baso.

De que recursos disponía España para poder hacer frente a los Ingleses,  la flota Española era buena pero nada Fuera de lo normal, pero en cambio disponía de la mejor Infantería del mundo los Tercios, este sería la maza que doblegaría a los Ingleses de una vez por todas. Por contra los Ingleses contaban con una poderosa flota muy modernizada, ( un dato curioso es que cuando Felipe II se casó con María Tudor, este le recomendó que modernizara su flota de buques que se habían quedado anticuados, no sabía que unos pocos años mas tarde esos mismos barcos lo derrotarían).

De esta manera el Monarca Español envía dos misivas a sus respectivos comandantes pidiéndoles que le preparen planes de acción a tomar contra los Ingleses, la respuesta no tarda en llegar, el primero en responder es Don Álvaro de Bazán  El Marques de Santa Cruz,  que le propone el envío de una gran flota con la que desembarcar en la costa Inglesa. Poco después Felipe II recibe la contestación de Alejandro Farnesio proponiéndole una ofensiva relámpago sobre Londres por parte de sus Tercios, tras pensarlo detenidamente finalmente decide que la acción a tomar será un conjunto de las dos, el Marques con su flota ira a buscar a Alejandro Farnesio embarcará a sus hombres y se dirigirá hacia Inglaterra desembarcando en el condado de Kent, y posteriormente sitiando Londres aprovechando que no había fortificaciones que la defendiera. 

 Uno de los mejores Almirantes del momento el Marques de Santa Cruz que fue uno de los responsables de quemar las barbas del Sultán en la batalla de Lepanto, era la mayor baza de Felipe II  en cuanto a comandar los buques Españoles, pero Álvaro al ver los planes del monarca en intentar recoger a los hombres de Alejandro en Flandes se dió cuenta que esta acción ponía en peligro la empresa diciendo  ( Como vamos a tener buen tiempo en el canal de la mancha )este era sin duda el punto débil del plan trazado por el monarca español recorrer 1800 km para recoger otro gran contingente no resultaría tarea fácil y Álvaro de Bazán lo vio, pero el monarca Español dijo  ante la observación del gran almirante ( Dios proveerá ) por el otro lado se encontraba Alejandro Farnesio con sus Tercios de las guerras de Flandes que tampoco veia muy clara la situación en la que tener que esperar a Bazán , pero el Felipe II  enamorado de su plan creía que estas dos fuerzas serían suficientes para conseguir tomar Inglaterra. 


Mientras tanto los espías Ingleses consiguen enterarse de las intenciones de Felipe II y lo trasmiten a Inglaterra. Desde 1583 la comisión Real para la armada estaba modernizando todos los buques Ingleses por orden de María I ( Gracias recordemos a Felipe II )dotándolos de mas velocidad, presentado una proa mas baja, castillos de popa mas bajos y líneas mas  pulidas y largas donde situar los cañones, este era un buen momento para probarlos.

Mientras con el fin de poder ganar mas tiempo para terminar con los preparativos Isabel I manda a Francis Drake que ataque la bahía de Cádiz, donde se estaban construyendo los barcos de la gran armada, este ataque conocido como la expedición de Drake. En la tarde del 29 de Abril de 1587 la flota Inglesa consigue entrar en la bahía de Cádiz , en aquel momento se encontraba con 60 naos y varios barcos de menor calado, el corregidor que se encontraba al mando Juan de Vega  manda aviso de la situación a Alonso Pérez de Guzmán ( personaje que poco tiempo después tomará un papel importante en la empresa contra los Ingleses ) que desde Sanlúcar de Barrameda sale esa misma noche camino a Cádiz para hacerse cargo de la situación, mientras las galeras Españolas bajo el mando de Pedro de Acuña salen al encuentro de los Ingleses pero se tienen que retirar ante la superioridad manifiesta de las naves enemigas, desde tierra los puestos de defensa abrieron fuego con poco éxito, pero lo que si consiguieron es rechazar un intento de desembarco en el puntal, durante la noche del 29 y durante todo el día y la noche del 30 continuaron las acciones de acoso dentro de la bahía . Al amanecer del 1 de Mayo los Ingleses se retiraron dejando tras de si 33 naves Españolas hundidas además de capturar 4 naves llenas de provisiones consiguiendo de esta manera retrasar los planes de Felipe II durante un año.

PLANO UTILIZADO POR DRAKE EN SU ASALTO A CADIZ
Como dato curiosa habría que destacar el breve contacto que tuvieron Francis Drake y Álvaro de Bazán, tras la marcha de Drake de Cádiz este se dirigió  hacia Lisboa, donde se encontraba Don Álvaro de Bazán con los preparativos de la flota que posteriormente se uniría a la de Cádiz. Drake propuso al Marques de Santa Cruz un intercambio de prisioneros a lo que el almirante Español respondió que no tenía ningún súbdito ingles entre ellos y que no estaban preparando ninguna acción contra Inglaterra. Drake rehusó entrar en combate y a Bazán no le importo pues su misión era preparar los barcos y entrar en combate supondría mas retrasos, a lo único que se llegó fue a un intercambio de cañoneo entre los dos, pero sin consecuencias serias para ninguno de los dos bandos, posiblemente Drake no quiso tentar a la suerte con Álvaro de Bazán pues sus hazañas era bien conocidas, cierto es que sus buques era mejores que el de los los Españoles pero enfrente tenía uno de los mejores almirantes de la historia, y supuestamente se encontrarían en el futuro cercano, pero por desgracia no sería así, pues El Marque de Santa Cruz fallecería de tifus, para desgracia de las armas Españolas, que habría pasado si el genio militar hubiera estado al mando de la flota Española, eso por desgracia nunca lo sabremos.

La muerte de El Marques de Santa Cruz, puso en peligro la empresa, pero Felipe II buscó un sustituto rápidamente, pues los preparativos continuaban, quien podría estar preparado para tal misión, la responsabilidad cayó en Alonso Pérez de Guzmán Duque de Medina Sidonia y el 19 de Febrero reciba la noticia de la trágica muerte de santa Cruz y la orden de marchar lo mas rápido posible a Lisboa para hacerse cargo de la flota.

Sidonia carecía de la experiencia necesaria para tal misión, pues  desconocía los secretos de la mar por lo que envió carta al rey diciéndole:

V.M. me mandó viniese a Lisboa a aparejar esta armada y traerla a mi cargo. Y en aceptar la jornada propuse a V.M. muchas causas propias de su servicio, por do no convenía el que yo la hiciese, no por rehusar el trabajo, si no por ver que se iba a la empresa de un reino tan grande y tan ayudado de los vecinos y que para ello era menester mucha más fuerza de la que V.M. tenía junta en Lisboa. Y así rehusé este servicio por esta causa. Y por entender que se facilitaba más a V.M. el negocio de lo que algunos entendían, que sólo miraran a su real servicio, sin más fines.


...aunque hayan escrito a V.M. de aquí, que esta armada estaba tan a punto y en orden que podría partir dentro de pocos días, después que yo he llegado la he hallado tan diferente de esto, que fuera imposible poderse hacer, pues todo lo que yo he hecho después que llegué y lo que se va haciendo es tan necesario, que si no se hiciera dentro del puerto, fuera la armada a mucho riesgo, porque toda la artillería se ha mudado, por ser imposible poder servirse de ella de la manera que estaba puesta, y otras muchas cosas de esta calidad que han sido menester de mudarse.

La realidad es que estas misivas nunca llegaron a manos del Monarca Español, pues sus consejeros se encargaron de contestar a todo lo que el Duque de Sidonia exponía, reprimiéndole y alegando que si todo esto se supiera su honor se vería seriamente puesto entre dicho, ante tal respuesta el Duque de Sidonia no tuvo mas que aceptar la misión en la que el mismo vio que no era el adecuado para llevarla a termino.

Al poco de llegar la flota esta lista para zarpar y cuenta con 19.000 Infantes, 7.000 Marineros, 1.000 Caballeros de Fortuna, 180 Clérigos y 130 Barcos. El 25 de Mayo de 1588 el Duque de Sidonia manda carta a Alejandro Farnesio poniendo en conocimiento la partida de la armada y pidiéndole que ponga en marcha a sus hombres para la invasión sobre Inglaterra.

La flota estaba compuesta por una variedad de navíos amplia y de diversos calados y tonelaje y que provocaban que esta se desplazara mas lentamente, en esta se encontraban la Urca, la Galeaza, la Galera, el Galeón , hay que tener en cuenta que la mayoría de estos barcos estaban preparados para la lucha en el mar Mediterráneo pero no para en combate naval oceánico y este sería un punto decisivo en la batalla o no ?,cierto que los Barcos Españoles era de gran porte y peso, pero eso era precisamente lo que buscaba Don Álvaro de Bazán que fue el encargado de preparar la escuadra , tuvo en cuenta el mayor tonelaje de sus buques pues sabía que la navegación por el canal de la mancha era muy difícil y buscaba la estabilidad a la hora de poder disparar y el peso de sus buques le proporcionaría esta estabilidad , el problema fue la capacidad de disparo muy superior de los Ingleses a las de los Españoles, pero hay que reconocer que los buques Españoles se mostraron muy sólidos e imbatibles bien defendidos por una marinería muy profesional ningún buque ingles se atrevió a  desafiarlos a corta distancia salvo en breves espacios de tiempo. Los Españoles preferían la lucha a la galana ( Abordaje ) pero los Ingleses sabían que entrar en ese tipo de combate sería su perdición  pues los Españoles eran prácticamente imbatibles en ese tipo de lucha.

 El mismo día siguiente a la partida el 24 de Mayo una Galerna  disperso a la flota obligándola a separarse unos fueron empujados hacia el golfo de Vizcaya y otros hacia el suroeste de Inglaterra, la escuadra tardaría un mes en reagruparse el Duque de Sidonia escribió  de nuevo a Felipe II alegando que dios parecía estar mas a favor de los Ingleses que de la causa Española, la respuesta del monarca Español fue contundente que se dedicase a lo que le tocaba a hacer. Los Ingleses al ver este contratiempo enviaron una pequeña flota para atacar a la armada Española mientras se encontraba amarrada en puerto pero el tiempo obligo a los Ingleses a retirarse a sus puertos. 

BATALLA DE LAS GRAVELINAS

La Royal Navy estaba compuesta por 6 escuadras al mando de todas ella se encontraba el almirante Charles Howard tanto el como Francis Drake y Jonh Hawkins comandaban las tres principales escuadras, con la flota anclada en Plymounth, Drake recibe la noticia de un buque Ingles el Golden Hind comandado por Thomas Fleming que los Españoles se acercan y aquí nace una leyenda donde Francis Drake jugando a los bolos y en tono calmado miro Fleming en estado de inquietud por la poco caso del que estaba siendo su advertencia sobre los Españoles a lo que Dreke dijo : No te preocupes tenemos tiempo de terminar la partida de bolos y luego venceremos a los Españoles.

La realidad era otra bien distinta, pues los barcos Ingleses no tenían ninguna opción de poder zarpar a causa de  la brisa que soplaba en contra y la subida de la marea encontrándose atrapada en el puerto, por el contrario la escuadra Española estaba con viento a favor ( Barlovento ) lo que les ofrecía una posición ventajosa ante cualquier acción que se tomase.

En la parte de los Españoles el almirante Juan Martínez de Recalde el segundo en el mando de la grande se da cuenta de la situación de desventaja en la que se encuentran los Ingleses y rápidamente se lo hace saber al Duque pidiéndole que lance un ataque a gran escala contra los barcos fondeados en puerto, pero para desgracia de Recalde y de la flota el Duque de Sidonia le responde que tiene ordenes de encontrarse lo antes posible con los hombres de Farnesio en los Países Bajos y que Felipe II le dio orden de no atacar a los Ingleses a no ser que fuera estrictamente necesario, Recalde por su parte le intenta hacer ver que una oportunidad así no la tendrán de nuevo y que con esa actuación podrían terminar con la flota Inglesa de una tacada, pero el Duque de Sidonia hace valer su autoridad y rechaza esa opción, por desgracia esa falta de experiencia en la mar quedó patente en esta acción dejando escapar a los Ingleses y continuó su camino en busca de las tropas de Flandes.

Los Ingleses consiguen sacar sus barcos del puerto de Plymounth gracias a la ayuda de los botes que tiraron de las 70 naves allí fondeadas al amparo de la oscuridad de la noche del 30 de Julio de 1588 y se ponen a seguir a la escuadra Española rodeándola y consiguiéndose colocarse a barlovento ahora son los Ingleses los que tiene ventaja, el 31 comienzan tímidamente a lanzarse sobre los barcos Españoles cañoneando desde la distancia, ante esto la grande toma una formación de media luna manteniendo los barcos mas robustos en vanguardia protegiendo de esta manera a los mas débiles en el interior de la formación hay que tener en cuenta  que lograr esta formación con esta cantidad de barcos no era tarea fácil por lo que esto nos da a entender el buen hacer de los marineros Españoles, los Ingleses entonces optaron por atacar a los barcos situados a los extremos.
El san Juan de Portugal comandado por Juan Martínez de Recalde recibe el cañoneo de varios buques Ingleses recibiendo un total de 300 impactos pero aún y así consigue salir de la presión a la que se ve sometido.

En otras refriegas la Flota Española pierde dos barcos  el San Salvador tras recibir un impacto en su santa bárbara haciendo que este se rinda sin presentar batalla  y el Nuestra Señora del Rosario en su intento de abordaje sobre un barco Ingles choca con otro buque Español quedado su palo mayor inutilizado y a merced de los Ingleses ya que El Duque de Sidonia en su afán de reunirse con Alejandro Farnesio lo abandona, posteriormente los buques Españoles fueron conducidos a los puertos de  Weymouth y Dartmouth.


CAÑONEO ENTRE UN BUQUE ESPAÑOL Y INGLES
Alonso Pérez de Guzmán avanza con la flota y manda misivas constantes al Duque de Parma pero no recibe respuesta ninguna, seguidamente Sidonia reúne a su consejo de guerra para ver que decisión tomar y deciden fondear en el puerto de la isla de Wight esperando recibir alguna noticia de Farnesio, el 4 de Agosto se da orden de zarpar y poner rumbo a Flandes no se puede esperar mas pero le grande se encuentra con una escuadra costera al mando de Martin Frobisher que empuja hacia la costa en ese momento aparecen Drake y Hawkins y se sitúan en medio de la escuadra Española y tiene un combate que se prolongara varias horas, tras esto la Armada Española abandona la isla de Wight.

Al día siguiente 5 de Agosto por fin el Duque de Sidonia recibe carta de Farnesio y le comunico que aun no estaba preparado pues por desgracia no había recibido la carta de su puesta en marcha pero la tropas estarán preparadas para embarcar, la grande fondea en Calais esperando la llegada de Franesio y sus hombres, pero los Ingleses al ver a la flota anclada y deciden lanzar sobre los Españoles 8 brulotes ( los brulotes consistía en incendiar un barco y lanzarlo contra otros barcos ), los barcos fueron atados y cargados con todo tipo bombas, astillas de madera metralla y lanzan los barcos los Sidonia había previsto este tipo de acción por parte de los Ingleses y manda chalupas con garfios  para desviar los brulotes que avanzan imparables y logran hacerlo con 2 de ellos otros 2 se hunden antes de llegar al ver que las otras no se pueden detener desde la capitana se lanza un cañonazo dando señal de que la sigan pero solo 5 buques entienden la señal los demás cortan sus anclas y se dispersan, esta acción resulto crucial pues  represento la derrota definitiva de la grande por que tras cortas sus anclas los buques quedaron a su suerte y al alcance de los barcos Ingleses, la verdad es que finalmente los brulotes que pasaron no llegaron a su destino por que se hundieron antes, si recordamos esta en una situación muy parecida a la que los Españoles se encontraron en Plymounthn y no aprovecharon cosa que los Ingleses no perdieron la oportunidad dando el golpe de gracia a los Españoles luego ya fue cuestión de ir a la caza de los barcos.

Es el momento crucial en las Gravelinas llega el momento de los cañoneos los marinos Españoles se ven muy exigidos y se dan hechos heroicos, como el caso del galeón San Felipe  que estando aislado se enfrenta el solo a 17 buques Ingleses y lo someten a un cañoneo constante aun así el San Felipe aguantaba y devolvía el fuego en un momento de la batalla un buque Ingles se acerca sobre el San Felipe y un marinero que sabía un poco de Español subido en el mástil mayor les incita a que se rindan la respuesta del capitán Español   no deja la menor duda, carga su arcabuz dispara y bate al marino seguidamente los arcabuceros Españoles lanzan una descarda  y barren la cubierta del buque Ingles el san Felipe no se rinde, la batalla continua pero finalmente el San Felipe consigue escapar  eso si sufriendo 260 bajas de los 520 hombres a bordo, el san Felipe esta perdido y los hombres consiguen subir a otro barco. Una urca el San Lorenzo quedó varada  en una playa donde los Ingleses cogieron botín rápidamente.

El San Martín el Galeón de Sidonia maniobra he intenta hacer frente a los Ingleses recibe 107 impactos directos en el casco mástil y velamen, el hostigamiento de os Ingleses continua y solo termina cuando se les termina la munición, entonces Sidonia da orden de reagrupar a los barcos, pero algunos capitanes se niegan y Sidonia ordena que cuelguen a uno de los capitanes del penol como advertencia, pero la negativa también  de su segundo Juan Martínez de Recalde, obliga a que el Duque reconozca su derrota.

La empresa a fracasado entre las tormentas y el hostigamiento d los Ingleses es imposible realizar cualquier intento de desembarco Alejandro Farnesio se retira y los buques Españoles comienzan su regreso a España, pero como veremos esto sería una odisea peor incluso que los combates con los Ingleses, por donde regresar con la mayor seguridad posibles, por Dinamarca no se podía pues estaban los Filibusteros que seguro que intentarían hacer presa de los barcos maltrechos tras la batalla y no era muy recomendable, por tanto la opción mas razonable a primera vista era la costa Británica, por Escocia he Irlanda el retorno se hacía interminable los Españoles decían que el fin del mundo se abría ante ellos  y el tiempo no ayudaba las lluvias y el viento obligaba a los barcos españoles a ir hacia las costas recordemos que muchos habían cortado la cuerda del ancla y no lo podían evitar.

Aquí se produce una de las situaciones mas lamentables de la guerra tras arribar a las costas Irlandesas los Españoles que habían saltado por la borda en muchos casos para poder llegar a las costas fueron recibidos por los Ingleses u los fueron pasados a cuchillo y a fe que no fueron pocos las cifra hablan por si solas 1.900 españoles fueron ejecutados sumariamente, solo algunos nobles fueron salvados de la masacre por que serían utilizados para pedir un  rescate.



Las bajas y perdidas Españolas fueron muy numerosas.

35 Barcos Hundidos.

25 Barcos desaparecidos.

8.000 Hombres muertos en los naufragios.

7.000 Hombres a causa de las enfermedades.

1.400 Hombres en combate directo.

1.900 Ejecutados en Irlanda.


Por parte de los Ingleses fue otra cosa las únicas pérdidas de barcos fueron lo 8 brulotes y otros 20 buques fueron tocados

100 Hombres muertos en combate directo.

9.000 Hombres muertos a causa de las enfermedades  como el tifus y la disentería.

 Tras el desastre de la Empresa Felipe II dijo: Yo envié a mis naves a luchar contra hombres no contra los elementos.

El Duque de Medina Sidonia consigue llegar a los puertos de Cantabria con 24 naves el desanimo entre la tropas Españolas es total poco a poco llegan buques rezagados y otros fueron hechos prisioneros, Alejandro Farnesio recuperó 1.000 presos de Escocia y 450 mas tras pagar rescate a Inglaterra, el coste de la guerra había resultado muy alto para la corona Española, pero  que le reportó a Inglaterra ?. Esta claro que el hecho de conseguir frenar a la escuadra Española reportó al los Ingleses el empujón definitivo para que años después se convirtieran en una potencia marítima enorme siendo la dominadora de los mares pero esta guerra a las arcas Inglesas la dejó esquilmadas y la reina Isabel y el botín conseguido de los Españoles de Nuestra Señora del Rosario ni se acercaba para cubrir los gastos ocasionados en la contienda, por esto ordena una operación de castigo sobre España.
El historiador Británico Fuller se refiere a ello del siguiente modo:

Felipe II no permaneció inconsciente a las calamidades de los bravos soldados y marinos que tanto habían arriesgado y soportado en el transcurso de aquella desastrosa cruzada. Hizo cuanto estuvo en su mano para aliviar sus sufrimientos y en vez de recriminar la derrota de Medina Sidonia, le ordenó que regresara a Cádiz y reanudara allí su gobierno. Muy diferente fue la conducta de la reina Isabel, cuya preocupación constante era la de reducir gastos. Al contrario de Felipe, no había nada de caballeroso ni de generoso en su carácter, y aunque el profesor Laughton exagera mucho al intentar disimular su tacañería, no existe duda alguna de que, de haber sido mujer de corazón como lo era de cerebro, hubiera resultado imposible que dejara morir de hambre y de enfermedad a tan alto número de valerosos marinos luego de conseguir aquella victoria para ella [...] tres días después de haber regresado de la persecución, escribe Burghley: «Las enfermedades y la muerte están causando estragos entre nosotros; resulta doloroso ver cómo aquí en Margate no hay lugar para estos hombres y muchos de ellos fallecen en las calles». Una vez más, el 30 de agosto insistió: «Es lastimoso presenciar cómo los hombres padecen después de haber prestado tal servicio... Valdría más que Su Majestad la reina hiciera algo en su favor, aun a riesgo de gastar unas monedas, y no los dejara llegar a semejante extremo, porque en adelante quizá tengamos que volver a necesitar de sus servicios; y si no se cuida más de esos hombres, y se les deja morir de hambre y de miseria será muy difícil volver a conseguir su ayuda»

Tras recibir las ordenes de la reina en 1589 Drake se pone al frente de una flota  casi tan grande como la que los Españoles enviaron un año antes con la misión de destruir los buques Españoles que se estaban reparando y aprovisionando de nuevo en Santander y el País Vasco, pero no debemos olvidar que ante todo Drake era pirata y toma la decisión de tomar la ciudad de la Coruña para hacer botín con sus  17.000 hombres, el 4 de Mayo de 1589 entra en la ciudad, pero se encuentra con algo inesperado, la guarnición acantonada en la ciudad  que era solo de 1.500 hombres se repliegan sobre el casco antiguo  y preparan la defensa esperando tras las murallas, los Ingleses toman el barrio de la pescadería  y intentan el asalto a la ciudad vieja consiguiendo matar algunos defensores, el cañoneo es constante  pero las defensas aguantan, también es muy importante destacar que en esta situación las mujeres tomaron parte en la lucha ayudando a defender la muralla, donde habría que destacar a una, Maria Pita que viendo como su marido caía abatido de un tiro cogió la Espada de su difunto marido y se abalanzó sobre el Alférez Ingles que portaba la bandera y lo atravesó con la espada y ala grito de  Quien tenga honra que me siga los defensores se vieron superados por el ardor combativo de los Coruñeses y se vieron obligados a abandonar la ciudad, tras el termino de la batalla Maria pita ayudó a retirar el cuerpo de los muertos y cuidar de los heridos. Felipe II tras su acto heroico la concedió una pensión equivalente al sueldo de un Alférez mas cinco escudos mensuales mas un permiso de exportación de mulas de España a Portugal.

Drake en su intento fracasado de saquear la Coruña se tiene que retirar, pero no se quiere ir con las manos vacías y decide atacar Lisboa y de nuevo desembarca con sus hombre pero aquí la guarnición es  de 8.000 hombre 4.000 Portugueses y 4.000 Españoles y adoptan la misma táctica que los Coruñeses y los Ingleses tampoco pueden con Lisboa y tienen que abandonar dejando tras de sí 10.000 bajas .

MARIA PITA
La idea de que el desastre de la Empresa de Felipe II fue la debacle del poderío Español no es cierta eso es sin duda una tergiversación de los sucedido, es cierto que el impacto económico de las perdidas fue muy grande tanto para España como para los Ingleses, la batalla que se celebró el las Gravelinas siendo derrotadas la escuadra Española fue solo una de las intermitentes  escaramuzas que se prolongaron desde 1585 hasta el 1604 donde terminaría imponiéndose las armas Españolas.

Felipe II mandó la construcción de una nueva flota en las que se tomaron muy buena nota de todos los adelantos planteados por los Ingleses durante la batalla, mientras las batallas se sucedían tanto en el mar como en tierra, causado un gran desgaste económico de las dos potencias. Los Ingleses plantearon en su estrategia el saqueo de las posesiones Españolas en América y tratando el saqueo de los barcos de Indias pero con muy poco éxito, mientras los Españoles continuaban con su intención de invadir Inglaterra pero sin éxito, se repelieron algunos ataques Ingleses y los corsarios partidarios del imperio Español capturaron grandes botines de los barcos Ingleses.

En 1595 los Ingleses al mando de Drake y Hawkins atacan de manera infructuosa San Juan de Puerto Rico y Panamá encontrando la muerte en sendas acciones.

La conclusión final de la derrota Española es muy esclarecedora, pues la guerra continuaría 14 largos años más mientras Isabel I vivió. La derrota de la Invencible no su puso el fin de la flota Española, si no mas bien todo lo contrario fue su nacimiento, porque España no perdió ni un solo territorio de ultramar mientras que los Ingleses tuvieron que desestimar la colonización de Virginia, cierto que las costas Españolas sufrieron el acoso Ingles pero nunca fue suficiente para poner freno a la llegada de América de las riquezas, pues es en este periodo del 1588 al 1603 es cuando llegaron en más cantidad.


VIDEOS RELACIONADOS: